Entrevista a Esther Velázquez, presidenta de la asociación de economía ecológica en España (ECOECOES)

Es profesora del Departamento de Economía, Métodos Cuantitativos e Historia Económica de la Universidad Pablo de Olavide, y codirectora del Master en Desarrollo Económico y Sostenibilidad. Actualmente trabaja en los novedosos conceptos de agua virtual y metabolismo hídrico. Ha publicado trabajos en revistas de impacto como Ecological Economics, Energy Policy, Water Resources Management y es revisora en varias revistas académicas. La asociación que preside trabaja en los niveles "docente, de investigación y de movimientos sociales". En esta entrevista habla de los principios de la economía ecológica y la alternativa que plantea esta disciplina frente a la economía tradicional.

Pregunta (P.-) Además de una disciplina académica, la economía ecológica se puede explicar como una forma distinta de entender la realidad, ¿en qué se basa esta forma de entender la realidad?

Respuesta (R.-) Se basa en que la realidad no la podemos mirar solamente por el estrecho ojo de lo monetario y del mercado, sino que es algo mucho más amplio. La economía ecológica consiste en analizar la realidad desde una perspectiva diferente a la que presenta el paradigma de la economía neoclásica, basada en modelos matemáticos que por definición son simplificaciones de la realidad. Esta disciplina va más allá del mero análisis del sistema monetario y analiza toda la dimensión física de la producción y el consumo. Trata de ver cómo se interrelacionan el sistema social, ambiental y tecnológico, insertos a su vez de un sistema institucional que establece las reglas del juego.


Pregunta (P.-) ¿Qué se entiende por dimensión física?

Respuesta (R.-) Para producir y consumir hacen falta una serie de recursos y además se generan una serie de residuos. La economía está inmersa en un ecosistema, en la biosfera en términos físicos. La dimensión física de la economía es la cantidad de energía, de agua, de tierra, de materiales, que necesitamos para producir y al mismo tiempo qué cantidad en términos físicos de residuos estamos generando.

Pregunta (P.-) Fomentar, fortalecer y defender los principios de la economía ecológica son los objetivos principales de la Asociación que preside, ¿cómo consiguen desarrollarlos?

Respuesta (R.-) Nosotros estamos actuando a 3 niveles: docente, investigación y movimientos sociales. A nivel docente, tratamos de incorporar la economía ecológica en nuestras aulas, charlas, conferencias y cursos de verano. Desde la Asociación EcoEcoEs fomentamos la participación de los estudiantes; hay que abrir los ojos, tenemos que atrevernos a ver lo evidente, tratar de ver, pensar y sentir qué estamos haciendo. En investigación realizamos estudios de economía ecológica que publicamos en revistas de alto impacto. A nivel de movimiento social tenemos relaciones con organizaciones sociales con el objetivo de llegar a la sociedad.

Pregunta (P.-) ¿Qué ventaja aporta?

Respuesta (R.-) La ventaja es entender lo que pasa, que no es poco, y plantear nuevas alternativas desde esa conciencia de lo que está pasando.

Pregunta (P.-) La economía tradicional de mercado que nosotros conocemos, ¿permite plantear alternativas a la crisis económica actual?


Respuesta (R.-) La economía de mercado funciona como un sistema cerrado sin tener en cuenta el resto de sistemas: social, ambiental e institucional. Ahora con la crisis se nos dice que la solución es que tenemos que consumir más, y eso nos lleva irremediablemente a otra crisis porque para consumir tenemos que utilizar recursos, materias, energía… La cuestión es de dónde viene esa energía, esa agua, esos materiales. Un ejemplo claro para entender esto podría ser recordar que al principio de la crisis una de las medidas que se pusieron fue subvencionar a las grandes empresas automovilísticas para fomentar la producción y el consumo de vehículos. Este hecho supuso una gran contradicción, porque al mismo tiempo estamos luchando contra el cambio climático. No tenemos más recursos que los que hay y, por tanto, esto genera una serie de conflictos sociales y ambientales que desde otra perspectiva más limitada no se ven.

Pregunta (P.-) La economía ecológica, por tanto, sería una solución a la crisis…

Respuesta (R.-) La economía ecológica permite otra forma de entender la realidad, más allá de la puramente monetaria, pero no es una solución en sí. Hasta que no entendamos lo que pasa no podremos proponer alternativas. Si vemos que el problema no es sólo el sistema financiero y el monetario, sino que estamos dentro de una biosfera limitada y que hay otros sistemas, además del de mercado, que están interrelacionados, seremos conscientes de esa realidad, la podremos entender y proponer otras alternativas.

Pregunta (P.-) En su fundación se integra también la Ecología Política, ¿cómo la definiría?

Respuesta (R.-) La Ecología Política estudia los conflictos sociales y ambientales generados por el desequilibrio de la distribución, tanto de renta como de recursos. Es decir, si sacamos petróleo, por ejemplo de Ecuador, que posteriormente será consumido en otra zona del mundo por otras personas que no son los ecuatorianos, estamos generando una serie de conflictos de los que, además, estos consumidores no son conscientes. La extracción de petróleo está afectando, entre otras cosas, a la biodiversidad y a la población del lugar local. Estos últimos son los que sufren los daños sociales y medioambientales de este comercio. Pero, ¿quién se beneficia? ¿Cuáles son las reglas del juego que lo permiten? A estas y a otras preguntas se trata de dar respuesta desde la Ecología Política.

Pregunta (P.-) ¿Es posible que los principios de la economía ecológica sustituyan a los de la economía clásica que conocemos?

Respuesta (R.-) No solamente es posible, sino que en mi opinión es absolutamente necesario. Si no nos damos cuenta de que la crisis que estamos viviendo ahora no es una crisis financiera, sino que es sistémica, volverá a repetirse en unos años. Nosotros tratamos de dar argumentos pero, en mi opinión, no es una cuestión de argumentos, es una cuestión de poder. El poder que actualmente tiene la economía neoclásica es muy potente a nivel académico, de investigación y a nivel institucional.

Pregunta (P.-) Apuestan por un cambio radical de la metodología de estudio del sistema económico, ¿y por un nuevo modelo económico? ¿Cómo se llegaría a establecer un nuevo modelo económico?

Respuesta (R.-) Se llega a establecer siendo consciente de que el modelo económico no está aislado del resto de la sociedad, sino que toda medida económica que se tome tiene repercusiones ambientales y sociales que muchas veces son irreversibles.

Más información:

Esther Velázquez Alonso
Email: evelalo@upo.es
Teléfono: 954 34 9361/954 34 9361

Fuente: Mariola Norte (Andalucía Investiga)http://www.andaluciainvestiga.com/espanol/noticias/2/10641.asp


Facebook   Twitter

 NUBE DE TAGS

Accede a la oferta tecnológica de interés para tu empresa desde esta nube de tags.

Acuicultura aditivos Aeroespacial Agricultura Agua aguas residuales Alimentación alimentos funcionales almazaras antienvejecimiento antiinflamatorio antioxidantes Apoptosis Aprendizaje-Servicio ApS Aromas Arqueología Bebidas Big Data bioadsorción Biocarbon biocidas biodiesel Biodiversidad Bioenergética Bioinformática biomasa algal biomecanica Biomedicina Biopilas Bioquímica Biotecnología bombas de destoxificación bombas destoxificación C.elegans Cáncer cardiovascular Celdas biocombustibles Celiaquía Células madre celulosa CO2 Coeducación Coenzima Q comercio electrónico competencias plurilingües y pluriculturales Compostaje compuestos bioactivos Conservación Construcción Cooperación territorial Cosmética Cultura Deporte Derecho desastres naturales Diabetes Dietética Dispositivo de salto Drosophila Edafología Educación Electricidad emergencias Emociones Empresas de Base Tecnológica Energías renovables enfermedad cardiovascular enfermedad gaucher enfermedad hígado graso no alcohólica (EHGNA) Enfermedades lisosomales Enfermedades mitocondriales Enfermedades raras Entrenamiento deportivo envejecimiento enzimas Estrés hídrico Estudios Sociales explotación FE-SEM Fenotipaje Fibromialgia Fibrosis hepática fotobiorreactores Ganaderia Gestión franquicias Gestión información Hidrógeno Hidroponía hueso aceituna Idiomas igualdad de género Impacto Cruzado Impacto social Indicadores Infraestructuras inmovilización de enzimas inmunotolerancia Inteligencia Artificial Internet of things (IoT) Jurídicos lactosa macroalgas Maldi-Tof Maquinaria uso industrial material didáctico Materiales medicina regenerativa medioambientales Metagenoteca Métodos Alternativos microalgas microbiota intestinal microscopía Minería de Datos Miniería de Datos modelo formativo MOFs NACH nanopartículas Nanotecnología naturales Neurociencia Neurogestión neuroimagen Neuromanagement Nutrición obesidad infantil ocio Optimización Parkinson Patentes patrimonio Pedagogía perfumes pesticidas plaguicidas Proteómica protocolo LoRa Química Químicas Raman reactores enzimáticos Recursos Marinos Recursos naturales Rendimiento deportivo residuos resonancia magnética riesgo tóxico Robótica Root Simulators RSC RSE Running Salud SCT Seguridad Sensor FBRM Series temporales Sexado Aves Simulación Simulación Molecular Síndrome MELAS smart cities Social Media socialización socioeconómicos Sociología Soft Computing spin-off Suero lácteo Tecnologías Tercer sector terremotos Tic toxicología Traducción Transporte trata laboral turismo vertidos Videojuegos Zeolitas

Contacto


Si tienes cualquier duda o consulta ponte en contacto con nosotros


Contacto

Otri 2.o


Te invitamos a conocer y participar en las diferentes herramientas basadas en la web social donde se encuentra la OTRI

Leer más ...


Contacto