Cultura Social

La UPO y el Club Sitting Volley Sevilla colaborarán para avanzar en la inclusión a través del deporte

Antonio Fernández y Daniel López durante la firma del acuerdo
Antonio Fernández y Daniel López durante la firma del acuerdo

La Universidad Pablo de Olavide da un paso más en el impulso del deporte para lograr la plena inclusión de las personas con discapacidad en su campus. Antonio Fernández Martínez, vicerrector de Campus Saludable y Deporte, y Daniel López Berlanga, presidente del Club Deportivo Sitting Volley Sevilla, han firmado esta mañana un protocolo de colaboración para el desarrollo de actividades formativas y de investigación. Asimismo, estudiantes de la UPO podrán realizar prácticas universitarias relacionadas con este deporte y el acuerdo firmado permitirá abrir espacios de colaboración entre la UPO y la entidad deportiva para llevar a cabo proyectos sociales.

“El deporte es una de las mejores herramientas que existen para lograr la inclusión, y además repercute positivamente en la salud de las personas que lo practican”, ha declarado Antonio Fernández durante la firma del acuerdo, quien ha anunciado que el próximo curso será la Olavide la Universidad encargada de organizar el Seminario Nacional de Deporte Inclusivo.

Daniel López ha agradecido la firma del acuerdo que servirá para que el reconocimiento de este deporte sea mayor en España. “En nuestro club unimos la faceta deportiva con el ocio, siempre para la plena inclusión de las personas con discapacidad, sin olvidar su implicación en materia de educación social”, ha señalado el presidente del club deportivo.

En este sentido, el vicerrector de Cultura y Políticas Sociales de la UPO, David Cobos, también presente en la firma del acuerdo de colaboración, ha incidido en que la inclusión tiene varias vertientes, “desde la más elemental, que permite a estudiantes con discapacidad incorporarse a las aulas universitarias, hasta hacer posible que participen en actividades culturales y deportivas”.

Sobre el Club Sitting Volley Sevilla

Sitting Volley Sevilla nace en noviembre de 2019 para desarrollar en la ciudad hispalense el deporte del voleibol para personas con discapacidad, participando en la difusión de este deporte paralímpico en centros educativos y universidades, así como en las escuelas deportivas. Trabaja en red con clubes de toda España, y en colaboración con Paravolley Europe, para desarrollar estas disciplinas en nuestro país.

El Voleibol Sentado, Sitting Volley, es un deporte para personas con discapacidad  que enfrenta a dos equipos de seis jugadores en una cancha cubierta de 10 x 6 metros, dividida por una red de 1,15 centímetros de altura para los hombres y 1,05 para las mujeres. Es deporte paralímpico desde los Juegos de Arnhem 1980.

 

27 de abril