Cursos de Verano

Experto descarta que Egipto se encuentre al borde de una guerra civil tras las revueltas en el país

Lorenzo Vidino, profesor de la Universidad de Zurich, asegura que las doctrinas de los Hermanos Musulmanes han sido muy importantes para el movimiento yihadista moderno

Lorenzo Vidino es profesor de la Universidad de Zurich y senior fellow en el Center for Security Studies de Zurich
Lorenzo Vidino es profesor de la Universidad de Zurich y senior fellow en el Center for Security Studies de Zurich

Lorenzo Vidino, profesor de la Universidad de Zurich y senior fellow en el Center for Security Studies de Zurich, no cree que Egipto se encuentre al borde de una guerra civil tras el derrocamiento del presidente islamista Mohamed Morsi. De esta  manera, a pesar de lo cambiante de los acontecimientos, descarta que suceda algo parecido a lo de Siria, debido a que las circunstancias son diferentes: “El Ejército egipcio tiene un control muy fuerte de la situación, mientras que los Hermanos Musulmanes no tienen fuerza y tampoco el apoyo mayoritario de la población. Sin embargo, existen grupos de salafistas y simpatizantes de Morsi que van a hacer uso de la violencia terrorista, pero pienso que no se va a producir un conflicto generalizado, porque la mayoría de la población no lo desea”.

Vidino ha hecho estas declaraciones durante el VIII Curso internacional sobre terrorismo yihadista: Violencia y cambio político en el mundo arabo-musulmán, que se está celebrando en la sede de la Universidad Pablo de Olavide en Carmona.

Las revueltas de la primavera árabe en Egipto consiguieron derrocar al presidente Mubarak, pero pusieron en el poder a un miembro de los Hermanos Musulmanes. A su parecer, esto sucedió porque no existía una verdadera alternativa de oposición secular y liberal, que estaba desorganizada y muy fragmentada en esos momentos. “Por lo tanto, la elección fue entre los partidarios de Hosni Mubarak o el candidato de los Hermanos Musulmanes. Además, hay que reconocer que mucha gente pensaba que los miembros de esta organización eran personas competentes al servicio de la población. De esta manera, consideraron que podían ser una opción para gobernar el Estado”, según reconoce el profesor.

En relación a la definición de lo que está sucediendo en Egipto, Lorenzo Vidino asegura que se puede definir técnicamente como un golpe de Estado, pero con un soporte muy importante de la población. Aún así, explica que lo normal es que un golpe de Estado se produzca cuando una elite militar toma el poder de forma exclusiva, sin prácticamente apoyo de la gente.

Con respecto a la relación entre los Hermanos Musulmanes y el terrorismo yihadista, Vidino ha afirmado que algunas de las ideas que han motivado el terrorismo yihadista provienen de los miembros de esta organización. “Las doctrinas de los Hermanos Musulmanes han sido muy importantes para el movimiento yihadista moderno. Pero las ideas de sus miembros han ido experimentando cambios durante estos años, y la mayoría de sus ellos han abandonado la violencia como el medio principal de obtener el poder, optando por el sistema de participación político. Sin embargo, mucha gente piensa que no es un cambio sincero, desde el convencimiento profundo en la democracia, sino que se trata de algo estratégico”, considera este experto.

En su opinión, lo que pueda suceder en Egipto es una prueba de si ese cambio es honesto o no, con lo cual podremos comprobar si los Hermanos Musulmanes han abandonado la violencia completamente. Aún así, admite que el abandono de la violencia nunca ha sido completo, sobre todo en lugares donde creen que los musulmanes son atacados, como en Palestina, Irak, Cachemira o Chechenia. “Ahora mismo las noticias que tenemos son ambiguas, puesto que ayer mismo llamaron oficialmente a la Intifada contra el Ejército egipcio”.

Los Hermanos Musulmanes tienen ramificaciones por todos los países, al ser un movimiento transnacional. Su ideario está basado en el Islam como sistema de vida, que regula todos los aspectos de los ámbitos privados y públicos y que debe ser la base del funcionamiento del Estado en virtud de la implantación de la sharía o del Derecho islámico.