Doble Grado en Derecho + Administración y Dirección de Empresas (Inglés)

Rama de Conocimiento
Ciencias Sociales y Jurídicas
Centro Responsable
Facultad de Derecho y Facultad de Ciencias Empresariales
Centro donde se imparte
Facultad de Derecho y Facultad de Ciencias Empresariales
Primer curso académico donde se impartió
2009-2010
Creditos totales
408
Número de cursos
5 + 1 semestre
Enseñanza
Presencial
Idioma de impartición
Español
Idioma de Impartición

Español e Inglés

Tipo

Dobles Grados

Publicación del Plan de Estudios del Grado en Derecho

Publicación BOJA

Publicación BOE

 

Publicación del Plan de Estudios del Grado en Administración y Dirección de Empresas

Publicación BOJA

Publicación BOE

 

Para obtener simultáneamente los títulos del Grado en Administración y Dirección de Empresas y del Grado en Derecho será preciso realizar únicamente 5 años presenciales más un último semestre dedicado a la proyección profesional -esto es, prácticas externas y trabajo de fin de Grado- que no requiere presencia del estudiante en el campus (en la actualidad los estudios conjuntos están configurados en 6 años y medio). El número total de créditos que ha de cursar el estudiante de esta nueva oferta (390) resulta en todo caso sensiblemente inferior al de créditos que habrían de cursarse de realizar los dos Grados de forma independiente cada uno (240) merced a las soluciones que permite el nuevo marco europeo que la UPO viene experimentando de forma piloto desde 2003. A este fin se ha elaborado un plan de estudios sólido y a la vez moderno que garantiza al estudiante la adquisición de todas las competencias de cada uno de los Grados cursados simultáneamente.

En concreto el estudiante realizará 54 créditos básicos y 126 créditos obligatorios de cada uno de los Grados, a los que añadirá 30 créditos comunes de proyección profesional; la media de créditos que se cursan por año es de 72, escasamente superior a los 60 que se cursan en cada Grado simple. Las asignaturas en que se reparten la totalidad de créditos suelen ser cuatrimestrales de 6 créditos cada una, habiéndose configurado el cronograma de impartición de las mismas de forma propedéutica a fin de garantizar la mejor formación teórico-práctica del estudiante.

Salidas profesionales

Finalizados los estudios, el egresado habrá adquirido todas las competencias de los dos Grados. Así, será un buen jurista gracias a la realización de unos estudios consolidados y de amplio prestigio social, del mismo modo que será capaz de crear y dirigir de forma responsable organizaciones de diversa naturaleza, desempeñando tanto puestos relacionados con la gestión general de la organización como pertenecientes a alguna de las áreas funcionales (contribuyendo así a la mejora de la competitividad de estas organizaciones y al desarrollo sostenible).

Es ello lo que permite a este estudiante acceder al mercado laboral nacional e internacional con un amplísimo abanico que incluye tanto las salidas profesionales de Administración y Dirección de Empresas como de Derecho.

Grado en Derecho - Competencias

  1. Que los estudiantes hayan demostrado poseer y comprender conocimientos en un área de estudio (Derecho) que parte de la base de la educación secundaria general y se suele encontrar a un nivel que, sitien se apoya en libros de textos avanzados, incluye también algunos aspectos que implican conocimientos procedentes de la vanguardia de su campo de estudio
  2. Que los estudiantes sepan aplicar sus conocimientos a su trabajo o vocación de una forma profesional y posean las competencias que suelen demostrarse por medio de la elaboración y defensa de argumentos y la resolución de problemas dentro de su área de estudio.
  3. Que los estudiantes tengan la capacidad de reunir e interpretar datos relevantes (normalmente dentro de su área de estudio) para emitir juicios que incluyan una reflexión sobre temas relevantes de índole social, científica o ética;
  4. Que los estudiantes puedan transmitir información, ideas, problemas y soluciones a un público tanto especializado como no especializado.
  5.  Que los estudiantes hayan desarrollado aquellas habilidades de aprendizaje necesarias para emprender estudios posteriores con un alto grado de autonomía.

En virtud de estos objetivos y competencias generales del título de Grado el plan pretende garantizar como mínimo las siguientes competencias básicas:

Competencias instrumentales:

  1. Capacidad de análisis y síntesis. 
  2. Capacidad de organización y planificación. 
  3. Posesión y comprensión de conocimientos específicos. 
  4. Aplicación de los conocimientos al ejercicio profesional. 
  5. Capacidad de gestión de la información (emitir juicios y reflexiones a partir de datos relevantes). 
  6. Capacidad de evitación y de resolución de problemas. 
  7. Capacidad de decisión.

Competencias interpersonales: 

  1. Adquirir valores y principios éticos para la convivencia social.
  2. Adquirir la capacidad de trabajar en equipo. 
  3. Reconocimiento a la diversidad y la multiculturalidad. 

Competencias sistémicas: 

 

  1. Habilidades de aprendizaje autónomo. 
  2. Creatividad. 
  3. Sensibilidad hacia temas de la realidad social, económica y medioambiental. 
  4. Capacidad de practicar la expresión oral y escrita (trasmitir contenidos al público). 

Competencias académicas (saber): 

  1. Tomar conciencia de la importancia del Derecho como sistema regulador de las relaciones sociales.
  2. Conocer la configuración global de los sistemas jurídicos. 
  3. Comprender las distintas formas de creación del Derecho en su evolución histórica, su realidad actual y sus perspectivas de futuro.
  4. Conocer el carácter unitario del ordenamiento jurídico y la necesaria visión interdisciplinar de los problemas jurídicos. 
  5. Comprender y conocer las principales instituciones jurídicas, privadas y públicas, en su génesis y su conjunto. 
  6. Adquirir una conciencia crítica en el análisis del ordenamiento jurídico. 

Competencias disciplinares (hacer): 

  1. Adquirir la capacidad para utilizar los principios y valores constitucionales como herramienta de trabajo en la interpretación del ordenamiento jurídico.
  2. Adquirir la terminología jurídica básica en español y en una lengua extranjera moderna. 
  3. Aplicar las tecnologías de la información y comunicación (TICs) en la obtención de la información jurídica (bases de datos de legislación, jurisprudencia, bibliografía, Internet), así como en el manejo y la comunicación de datos. 
  4. Adquirir la capacidad de estructuración y creación de normativa. 
  5. Adquirir la capacidad de negociación y conciliación. 

Competencias profesionales (saber hacer): 

  1. Adquirir la capacidad para el manejo de fuentes jurídicas (legales, jurisprudenciales, administrativas y doctrinales). 
  2. Desarrollar las técnicas de argumentación jurídica. 
  3. Desarrollar la oratoria jurídica.
  4. Adquirir la capacidad de leer, interpretar y redactar documentos, textos y escritos jurídicos.
  5. Adquirir la capacidad de evitación y resolución de conflictos jurídicos.